Make your own free website on Tripod.com

TRABAJA DESDE CASA CON DOTERRA

Beneficios del Ejercicio
DOTERRA
SABIAS QUE???
PROMOSIONES DEL MES
CONOCE LA MESOTERAPIA
TRATAMIENTOS
CONTACTANOS
AGENDA TU CITA
ARMESSO
OTROS SUPLEMENTOS
NUTRI 704 (Metabolitos)
VACUNA ANTI-OBESIDAD (Antio-Lipolitico)

¿De qué sirve que hagas ejercicio?

ejercicio_tercera_edad_1.jpg
Ejercicio en la tercera edad

Longevidad y envejecimiento

El ejercicio, incluso después de los 50 años, puede añadir años de salud y actividad a la vida de la persona. Las personas moderadamente sanas, aunque fumen o tengan hipertensión arterial, tienen menores tasas de mortalidad que las personas menos sanas.Los estudios continúan evidenciando que nunca es demasiado tarde para empezar a practicar ejercicio, y que incluso pequeñas mejorías en la forma física pueden disminuir de forma significativa el riesgo de muerte. Simplemente caminar con regularidad puede prolongar la vida en los ancianos. Incluso los pacientes que deben atenderse en casa pueden beneficiarse de un programa destinado a aumentar la fuerza, el equilibrio, y la flexibilidad.

El entrenamiento de resistencia es importante especialmente para los ancianos, porque es la única forma de ejercicio que puede retrasar e incluso revertir la pérdida de masa muscular, densidad ósea, y fuerza. Tan solo con la realización de entrenamiento de resistencia una vez a la semana puede aumentar la fuerza y la agilidad. La adición de ejercicios centrados en la velocidad y la agilidad puede ser incluso más protectora para las personas mayores. Los ejercicios de flexibilidad despiertan el crecimiento del músculo y ayudan a reducir la rigidez y la pérdida de equilibrio que acompañan a la edad, facilitando todas las actividades.

corazon.gif
¡Salud!

Salud cardiovascular

La inactividad es uno de los cuatro factores de riesgo principales de cardiopatía, junto con el tabaco, el colesterol y la hipertensión. Como todos los músculos, el corazón se hace más fuerte y aumenta de tamaño como resultado del ejercicio, con lo que puede bombear más sangre al cuerpo con cada latido. El ejercicio no aumenta la frecuencia cardiaca máxima, pero un corazón entrenado puede bombear más sangre a este nivel máximo, y puede mantenerlo más tiempo con menos estrés. La frecuencia cardiaca en reposo para las personas que hacen ejercicio es más baja, porque necesitan menos esfuerzo para bombear la sangre. Para prevenir la cardiopatía, la frecuencia de los ejercicios puede ser más importante que su duración. El ejercicio incluso ayuda a revertir algunos de los efectos del tabaco. Debe enseñarse en especial a los niños a hacer ejercicio cada día, para prevenir la cardiopatía en fases más avanzadas de la vida.

esqueleto.jpg
Sin parar

Efectos sobre los huesos y las articulaciones
 
El ejercicio ayuda a reducir el dolor y la rigidez, y aumenta la flexibilidad, la fuerza muscular, el entrenamiento, y hace que las personas se encuentren mejor. El ejercicio asimismo ayuda a las personas a perder peso y a mantenerse en el peso ideal. Los pacientes con artrosis deberían evitar los deportes de alto impacto como el jogging, el tenis, o el squash. Los tres tipos de ejercicio ideales para las personas con artritis son los que procuran un buen rango de movilidad, un buen fortalecimiento (resistencia), y los ejercicios aeróbicos. Los ejercicios de fortalecimiento incluyen el ejercicio isométrico (empujar o estirar una resistencia estática) y los ejercicios de estiramiento, para conseguir fuerza y flexibilidad sin sobrecargar las articulaciones. Estos ejercicios pueden ser particularmente importantes si la debilidad muscular de las piernas es la causa de la artrosis, tal y como apuntan algunas investigaciones. El ejercicio aeróbico de bajo impacto también ayuda a estabilizar y fijar las articulaciones, y puede incluso reducir la inflamación en algunas de ellas. La bicicleta y caminar son beneficiosos, y la natación o los ejercicios en agua se recomiendan especialmente para las personas con artritis. Un estudio comparó un grupo de pacientes que seguían un programa de ejercicio aeróbico y de resistencia con un grupo que recibía sólo educación; el grupo que hacía ejercicio desarrolló menos discapacidad y dolor, y mostró una mejor capacidad para llevar a cabo tareas físicas. Los pacientes deberían esforzarse en realizar sesiones de ejercicio cortas pero frecuentes bajo la supervisión de terapeutas físicos o instructores titulados.

 
 

VISA, MASTER CARD Y AMERICAN EXPRESS

pagar.jpg